Como crear tu dragón (Parte IV)

Posted by Ogruu | Posted in , , | Posted on lunes, abril 06, 2015

0

Como crear tu dragón IV: El oogoo

Esta es la cuarta parte de la serie de cómo crear a tu dragón, las partes anteriores las puedes encontrar siguiendo los links:

En la entrada anterior lo dejamos teniendo nuestra calavera hecha de papel forrada y reforzada con fibra de vidrio, esperando a la cobertura que le diera un aspecto de piel (o algo similar).

Esa cobertura la hicimos con oogoo, que es una masilla hecha con silicona y harina de maíz, que se usa para hacer moldes o incluso para hacer algunas piezas de robótica. Por lo que encontré en este artículo el oogoo es la forma económica de hacer Sugru, que imagino que será el nombre comercial de una masilla parecida (aunque seamos sinceros, no me he puesto a investigarlo).

Nuestra cabeza con el oogoo aplicado, sin terminar detalles
Inicialmente vimos (gracias al artículo de instructables) que el oogoo tenía varias cosillas que nos interesaban para forrar la calavera.
  • Económico: Un kilo de harina de maíz y unos botes de silicona no se suben de precio.
  • Se podía hace por partes: No hacía falta que cubriéramos toda la calavera en una sesión, pues esta masa pega igual de bien si aplicas una capa sobre una que se haya secado ya como sobre otra que esté aún sin secar. Siendo que nuestras tardes de taller no eran de muchas horas, podíamos cubrir una parte una tarde y seguir otro día desde dónde lo dejamos.
  • Mantiene parcialmente la adherencia de la silicona: En principio no debería darnos problema en agarrarse a la fibra de vidrio o a piezas de gomaespuma que usamos para hacer acabados.
  • Se puede colorear a gusto.
  • No queda una superficie rígida: Uno de los motivos de cubrir la fibra de vidrio con este material era para que, en caso de que golpeásemos a alguien accidentalmente, no se clavase fibra de vidrio.
  • Es un material rápido de trabajar: Según la proporción que mezcles la masa, en 5 minutos está ya seca, lo que ayuda tanto a trabajarla como a limpiar los materiales que usas para aplicarla.
  • Se puede moldear una vez aplicada, como si fuera arcilla.

El goblin Isma con las manos llenas de sangre...digo oogoo
Con toda esta lista de ventajas, era el material más lógico para usar, como es obvio, según fuimos usándola, vimos que tiene unos pequeños problemas con los que no habíamos contado.
  • La adherencia sobre la fibra de vidrio no es del todo mala, pero con un poco que se tire de una esquina sin terminar de cubrir, se puede despegar todo el material, y sobre gomaespuma (de esterilla) la adherencia es prácticamente nula.
  • El colorear la masilla hace que el precio suba ligeramente, ya que hace falta usar pintura con base de aceite (es decir, óleos), que tienen un precio un pelín elevado (aunque solo usamos un 5%-10% en peso de óleo, como gastamos más de 6 botes de silicona, pues al final gastamos unos cuantos botes de tinte).
  • Acabado aceitoso: Tanto la masa final como cualquier sitio dónde se aplique la masa y se retire quedan con un acabado aceitoso. No mancha ni deja restos, pero sí que impide que adhesivos como loctite o termofusible peguen sobre ello, lo que descubrimos al intentar pegar los dientes.
  • No se puede pintar sobre la masilla: Aunque es fácil tintarla no se puede pintar bien. Debido al problema anterior, pinturas como betún de judea (que se podría usar para dar sombras) no termina de agarrar, y con el roce se va (lo que hace que manche un montón).
  • Hay que controlar la silicona que se usa: Según comentan en el tutorial, hace falta silicona sin aditivos. Nosotros usamos la silicona más barata que encontramos, y funcionó bastante bien, solo hay que controlar comprarla transparente, si nuestra intención es tintarla, pues con silicona blanca podemos transformar el color cereza oscuro de óleo en un rojo chicle, que no oscurece por mucho tinte que echemos en la mezcla (que susto nos dimos pensando que nuestro dragón sería de color rosa...).
  • Hay que tamizar la harina de maíz: Esto es algo que es obligatorio hacer, ya que si no se tamiza, queda una textura terrosa en la masa.

El oogoo aplicado, con los cuernos sin oscurecer
Bueno, tras todos estos pros y contras, ahora vamos a hacer un resumen de como cubrimos la calavera.

Lista de materiales:
  • Silicona sin aditivos.
  • Harina de maíz.
  • Óleo.
  • Guantes.
  • Una palangana pequeña de plástico.
  • Un palito para dar vueltas.
  • Una báscula.

Usamos una proporción de 1 parte de silicona por cinco de harina (en peso), para que secase rápidamente, y un 5-10% de tinte en peso (con respecto a la cantidad de silicona).  Para que no se seque la masa sin haberla aplicado a la fibra hacemos tandas de 100-200gr de silicona (se puede hacer más cantidad de una vez, pero si no quieres pillarte los dedos, mejor poca cantidad).

Lo primero es mezclar bien la silicona con el tinte, pues de otra forma no quedaría un color homogéneo.En la palangana pequeña de plástico añadimos la harina a la silicona tintada poco a poco, hasta conseguir una textura homogénea.

A partir de ese momento la aplicábamos a mano (con unos guantes) a la fibra de vidrio. Se puede usar también cartón, una paleta de plástico o similar para aplicar el material. En nuestro caso, como la masa se adhería ligeramente a los guantes, quedaba una textura irregular que nos gustaba como acabado.

Una vez aplicada la masa, se puede esperar un par de minutos para que empezase a endurecerse, y a partir de ahí se puede trabajar como arcilla para darle acabado de escamas o similar. Solo hicimos una prueba que quedó increíblemente bien (percepción personal), pero nos decidimos por hacer el acabado del aplicarlo con los guantes, pues costaba mucho menos trabajo.

10 minutos después de aplicar una cantidad de oogoo ya se puede limpiar el recipiente de mezclas con los restos que hayan quedado, pues al secarse se despega del plástico sin apenas esfuerzo, y ya se puede comenzar otra vez.

Como veréis, no tiene mucha complicación usar el producto, la única pega es que el olor de la silicona puede hacerse un poco pesado, pero como teníamos las mascaras de cuando usamos la fibra de vidrio, no fue un problema realmente grave.

Detalle de cómo queda el oogoo blanco después de aplicar betún,
y antes de que se fuera por los roces...


Comments (0)

Publicar un comentario en la entrada